Sergio Lubel

El bien y el mal

Caminaban los dos discípulos y su maestro por el bosque,  cuando observaron que una liebre era devorada por un zorro.

El incidente ocasionó una fuerte disputa entre Yin y Yan, los jóvenes discípulos acerca del bien y del mal.

Al ver el Maestro Tao que el incidente tomaba un mal cariz, se acercó a ellos.

  • Vengan. Les dijo, tomemos un poco de agua en aquél riachuelo.

Los alumnos siguieron al Maestro cuando - De repente - Se encontraron frente a frente con un enorme tigre y un ciervo, ambos ocupados en beber sin molestarse mutuamente.

  • Maestro. Dijo Yin. Hemos observado un zorro comiendo una liebre y ha surgido entre nosotros una disputa sobre el bien y el mal, podría ayudarnos?
  • Con gusto dijo el maestro, que habéis visto que ha motivado semejante alboroto?
  • Ese malvado zorro se ha comido a la indefensa liebre…

En ese momento el ciervo y el tigre se miraron y se  echaron a reír.

  • Humanos. Dijo el tigre, sois la cumbre de la creación y no habéis aprendido nada…

El Maestro se echó a un lado, sin que Yin y Yan lo notaran…

  • El ciervo y yo hemos escuchado vuestra conversación y tenemos una pregunta para cada uno de vosotros: Quién de nosotros dos es el bueno y quién el malvado?
  • Yin respondió de inmediato: Vos, señor tigre, en cualquier momento haréis del ciervo vuestra presa. Mientras  Yan asentia.
  • Y decidme. Continuó el tigre, que sucedería si no cazara yo al ciervo?
  • Moriríais de hambre. Dijeron a coro los discípulos.
  • Entonces, yo soy la víctima. Dijo el ciervo, con una sonrisa socarrona…
  • Bueno, eso nos parece…

El Maestro Tao, que hasta ese momento había permanecido en silencio, tomó la palabra:

  • O sea  que - Según ustedes - El Tigre es el representante de la maldad y el ciervo de la bondad?. Entonces explicadme esto: Desde el punto de vista del tigre, el ciervo es alimento, mientras que desde el punto del ciervo, el tigre es un asesino…Y frotándose la barba miró a los discípulos. Preguntémosle al pasto, entonces. Dijo el Maestro.
  • Al pasto Maestro?.
  • Si. Si vuestra teoría es correcta, para el pasto el ciervo sería un asesino despiadado, que lo arranca y lo mastica sin que éste pueda defenderse…
  • Pero Maestro. Dijeron los discípulos, el pasto no es bueno ni malo…
  • Entonces el Bien y el Mal existen sólo en la mirada del observador…Aseveró el tigre…Veo que comenzáis a comprender…

Y volvió al bosque.

 

Alle Rechte an diesem Beitrag liegen beim Autoren. Der Beitrag wurde auf e-Stories.org vom Autor eingeschickt Sergio Lubel.
Veröffentlicht auf e-Stories.org am 17.07.2018.

 

Leserkommentare (0)


Deine Meinung:

Deine Meinung ist uns und den Autoren wichtig! Diese sollte jedoch sachlich sein und nicht die Autoren persönlich beleidigen. Wir behalten uns das Recht vor diese Einträge zu löschen! Dein Kommentar erscheint öffentlich auf der Homepage - Für private Kommentare sende eine Mail an den Autoren!

Navigation

Vorheriger Titel Nächster Titel


Beschwerde an die Redaktion

Autor: Änderungen kannst Du im Mitgliedsbereich vornehmen!

Mehr aus der Kategorie"Philosophical" (Kurzgeschichten)

Weitere Beiträge von Sergio Lubel

Hat Dir dieser Beitrag gefallen?
Dann schau Dir doch mal diese Vorschläge an:

No le fue bien - Sergio Lubel (Everyday Life)
Heaven and Hell - Rainer Tiemann (Humour)