Brandon Balderas Rocha

Extraño

- Es… extraño ¿Sabes? - Le dije mientras le dirigía una de mis miradas indiscretas.
- ¿Qué es extraño? - Me preguntó.
- Tú por supuesto, y yo, y nosotros y lo que sea que esté relacionado a cualquiera de los dos.
Pero principalmente tú. -

 - ¡¿Disculpa?! ¿Me estás llamando rara? -
- Sin lugar a dudas.- al ver que levantaba la ceja y comenzaba a fruncir el ceño tuve que apresurarme a continuar mi respuesta. – Pero no te lo tomes a mal, personalmente creo que es asombroso, maravilloso incluso. -
- A ver, explícate. - Ahí estaba esa expresión, esa expresión con un destello en la pupila que denotaba la curiosidad típica de las personas como ella… Esa misma curiosidad que formaba parte de su extrañeza.

- En realidad es muy sencillo… o no. Bueno un poco de ambos. Y no me pongas esa cara que ya sabes que en un momento me explayo:
 - Es que eres tan distinta a los demás, y lo eres de una manera única y tan endemoniadamente atractiva. Eres auténtica, eres real, confías en ti misma y eres extremadamente independiente, no temes ser tu misma y para colmarlo eres amable. Eres fuerte y a la vez sensible, y todo esto sin dejar tu genuinidad; claro, no eres perfecta, pero eso es lo que te hace excepcionalmente interesante y maravillosa. La mayor parte de las personas vivimos a la expectativa, recelosos e inclusive atemorizados, tanto lo hacemos, que hasta el más confiado de los hombres teme dar un paso en terreno inexplorado. De manera similar, este mundo está más lleno de personajes que de personas, la gente se preocupa más por demostrar lo que es y a aparentar lo que no, de manera que rara vez se da oportunidad de ser, de experimentar y de vivir. ¡Y tú eres tan opuesta a ellos! Aunque sé también que tienes miedos y que, sobretodo, no eres de hierro, sé que tienes tus bemoles y créeme no son pocos, pero hasta ellos mismos son tan humanos que no puedo hacer más que maravillarme contigo y con tu mente, por Dios esa mente, no puedo parar de preguntarme que pasará dentro de tu cabeza, para pensar como piensas, para ser niña y mujer, para ser severa y aprehensiva, para ser cariñosa y fría… es tan místico, tan… tan… ¡Tan tú! Sí, eso mismo.  Y es que la verdad es la primera vez en la vida que me encuentro con alguie…-
- ¡Shhhhhhhh! Ya no digas más.-
- ¿De qué hablas? Podría seguir con esto por otro rato, digo es que… - En ese momento me percaté que sus ojos estaban puestos más allá de los míos.
- ¿Qué miras?- Pregunté.
- Nada.
- Entonces ¿En qué piensas? -Al terminar esa pregunta, ella dirigió su cara hacia mí, compuso una sonrisa y dijo:
- Eres extraño ¿Sabes?

 
 

 

Alle Rechte an diesem Beitrag liegen beim Autoren. Der Beitrag wurde auf e-Stories.org vom Autor eingeschickt Brandon Balderas Rocha.
Veröffentlicht auf e-Stories.org am 01.10.2016.

 

Leserkommentare (0)


Deine Meinung:

Deine Meinung ist uns und den Autoren wichtig! Diese sollte jedoch sachlich sein und nicht die Autoren persönlich beleidigen. Wir behalten uns das Recht vor diese Einträge zu löschen! Dein Kommentar erscheint öffentlich auf der Homepage - Für private Kommentare sende eine Mail an den Autoren!

Navigation

Vorheriger Titel Nächster Titel


Beschwerde an die Redaktion

Autor: Änderungen kannst Du im Mitgliedsbereich vornehmen!

Mehr aus der Kategorie"Thoughts" (Kurzgeschichten)

Weitere Beiträge von Brandon Balderas Rocha

Hat Dir dieser Beitrag gefallen?
Dann schau Dir doch mal diese Vorschläge an:

Historia de una noche - Brandon Balderas Rocha (Love & Romance)
El Tercer Secreto - Mercedes Torija Maíllo (Science-Fiction)