Silvana Alarcón Azpilcueta

La bruja del árbol

Aquella mañana nunca será olvidada por nosotros, Antonio, hijo del alcalde; nos relata lo que no queríamos escuchar.
Había un niño dentro, os juro, tenía un aspecto diferente, el rostro muy demacrada, como si llevase días sin comer, y una mirada sin sentido, pérdida, no sé explicarlo.
Me acerco y toco su hombro para tranquilizarlo, y voz muy suave le digo.
Tranquilo amigo, debe ser la bruja que te ha puesto a prueba, a la mayoría del pueblo lo ha hecho.
Nos quedó mirando como si fuésemos unos locos, en eso dio dos pasos hacia la puerta y dijo.
Era tu hermano,....
Me miró directamente a los ojos, con miedo y terror, esperando una reacción ajena a las circunstancias, pero sólo me quedé en silencio, pensé que se había vuelto loco, lo miré y le dije con voz temblorosa.
Deja de decir tonterías es tu imaginación, te has dejado llevar por tu mente como todos aquí....., en eso me interrumpió y me dijo.
Clara te juro, os juro a todos era tu hermanito, me miraba con ojos tristes, pidiéndome ayuda, rogando que le salve,.....
en eso no pude contenerme y empecé a gritar......., basta es tu imaginación mi hermano desapareció hace años, basta ya, sabes que las investigaciones dijeron que fue devorado por un lobo, basta ya.
No pude contenerme y comencé a llorar no podía articular frase alguna , y los presentes trataban de consolarme, y de pedir la retirada de la visita.
En eso perdí la visión y caí al suelo, desmayada, sin sentido; no dejé de tener imágenes creadas del momento.
Recuerdo haber imaginado a mí hermanito arrastrado por el lobo, lleno de sangre, y en aquel momento el animal con la víctima de pie ante el árbol .....de la bruja.
En eso sentí un fuerte golpe en el rostro, era arrastrada por la calle del pueblo, estaba siendo apedreada, golpeada, pateada, en eso levanto la mirada y el torturador llevaba una piel de lobo, comencé a gritar con desesperación pero nadie, nadie venía a mí ayuda.

 

Alle Rechte an diesem Beitrag liegen beim Autoren. Der Beitrag wurde auf e-Stories.org vom Autor eingeschickt Silvana Alarcón Azpilcueta.
Veröffentlicht auf e-Stories.org am 14.02.2015.

 

Leserkommentare (0)


Deine Meinung:

Deine Meinung ist uns und den Autoren wichtig! Diese sollte jedoch sachlich sein und nicht die Autoren persönlich beleidigen. Wir behalten uns das Recht vor diese Einträge zu löschen! Dein Kommentar erscheint öffentlich auf der Homepage - Für private Kommentare sende eine Mail an den Autoren!

Navigation

Vorheriger Titel Nächster Titel


Beschwerde an die Redaktion

Autor: Änderungen kannst Du im Mitgliedsbereich vornehmen!

Mehr aus der Kategorie"Psychological" (Gedichte)

Weitere Beiträge von Silvana Alarcón Azpilcueta

Hat Dir dieser Beitrag gefallen?
Dann schau Dir doch mal diese Vorschläge an:

The secret is ... - Inge Hoppe-Grabinger (Psychological)
Apocalypse now - Heino Suess (Sorrow)